7, Febrero, 2018

Las pulseras están conectadas a sensores en toda la tienda

El objetivo de este sistema es reducir errores y el tiempo que pierden los empleados al recoger un producto 

Amazon, la tienda online más grande del mundo, ha desarrollado un sistema basado en sensores y pulseras que permiten localizar a sus empleados en todos los procesos del almacén.

Su creador, Jeff Bezos, desarrolló este sistema que consiste en llenar de sensores la tienda para controlar la ubicación de los productos al mismo tiempo que identifican las pulseras de los trabajadores de la compañía.

La idea de este proceso de localización es reducir al máximo los errores y el tiempo que pierden los empleados al recoger un producto de la estantería. Estas pulseras cuentan con un sistema de alertas hápticas, la cuales vibraran  con mayor o menor intensidad si la mano del empleado se aleja del producto a recoger, facilitando su trabajo.

Una de las desventajas de esta patente es que en todo momento Amazon sabrá la actividad de los empleados, es decir, el tiempo muerto, eficacia y rentabilidad.

Amazon no ha declarado de qué forma explotará toda la información registrada y se centra únicamente en la optimización de aquellos procesos que requieren más tiempo como la localización de productos en el almacén.

Un exempleado de esta tienda declaró a The New York Times que durante su estancia en  la empresa se sintió “como un robot” y que un día se desmayó por agotamiento. Reveló que si no cumples con los objetivos de la compañía te despiden. Él decidió renunciar a la compañía por cuestiones de salud originadas por el estrés que padecía.

Esta patente de localización vuelve a poner sobre la mesa el creciente protagonismo de los wearables y su inevitable conflicto con la privacidad de sus portadores.

Algunos señalan que este sistema puede llegar a afectar a la seguridad nacional, por ejemplo, esta semana se ha revelado que varias pulseras de actividad revelaron la ubicación de bases secretas y los movimientos de tropas del ejército estadounidense.

Algunas empresas están comenzando a encontrar en estas pulseras de actividad un posible ahorro de costes entre sus empleados al vincular la actividad física con las bajas laborales.

Lee la nota completa en El País

Te puede interesar



Comentarios

comentarios